martes, 31 de marzo de 2009

Sucesión de días

Queridos lectores, vuelvo por estos lares. He terminado los exámenes, y las vacaciones se aproximan, por lo cual, podré dedicar mucho más tiempo a mimar el blog. Hoy traigo una sorpresita, un pequeño relato de una joven escritora que se ha puesto en contacto conmigo. La felicito por el buen relato, la complejidad de la idea y el modo de expresarlo. Espero que disfruteis con él tanto como yo, y animaros a mandar vuestros textos si quereis que se expongan en esta página. ¡Un cordial saludo a todos y todas!

Iba caminando por la transitada avenida llena de estudiantes, de madres dejando a sus hijos en la escuela, de hombres conduciendo desesperadamente entre el inmenso tráfico que no les permitía llegar a su destino. Mis pasos eran fuertes y rápidos, en esta ciudad todo debía ser así: apresurado. Pero a pesar de esa circunstancia podía apreciar todo a mi alrededor, el viento tocaba mi rostro, despertándome, los delicados rayos de sol acariciaban mi piel, podía sentir su calidez, podía sentir que estaba viva. Pude sentir la esencia de mi ser, saborear mis sueños, abrazar mis esperanzas… pude sentir que era yo y que todo estaba bien. No tenía un camino fijo, sin embargo seguí caminando ya que no importaba a donde llegará, lo que importaba era que siguiera un camino y fuera feliz.

Mariana Sánchez

3 comentarios:

El Caballero dijo...

Hermoso, un pequeño deleite. Gracias por sonsacarme una sonrisa. Todo mi cariño y afecto. Chao.

AnAiRaM dijo...

Vaya, Mil gracias por publicarlo y gracias por los comentarios y de nuevo felicidades x tu blog =)

Joint dijo...

MMm interesante, ¿puedo postear aqui alguna vez?, aunque no creo que encaje aqui.

http://joint-johnson.blogspot.com/

Un saludo